Capturados por el secuestro de Melissa Martínez, comparecen desde hoy en audiencia custodiados por el Gaula, en el complejo judicial de Paloquemao en Bogotá

0

En Bogotá se cumplen las audiencias con los capturados, luego de la liberación de Melisa Martínez, después de más de tres meses de una compleja labor de investigación y seguimiento, en la que se desmanteló por completo a ésta organización, según lo señalado por el Brigadier General Fernando Murillo, Comandante nacional del Gaula de la Policía.

Las autoridades establecieron que la Melissa era cambiada de sitio de manera constante, para evitar que sus captores fueran ubicados por los Grupos Gaula, tanto de la Policía como del Ejército, pero  nunca fue sacada de la Sierra Nevada y el rescate se produjo en el área rural de Palmor, en la vereda Uranio Uno.

La organización delictiva que era comandada por el exparamilitar Rigobrto Rojas Mendoza, alias ‘Rigo’ o ‘Escorpión’, quedó completamente desmantelada, de acuerdo con lo señalado por las autoridades, que intervinieron en la operación. Rojas es hijo de Adán Rojas, exjefe de las Autodefensas Campesinas, que delinquieron en el Distrito de Santa Marta.

Los integrantes de la banda delictiva estaba integrada por exparamilitres y exguerrilleros del Eln y Farc, de acuerdo con lo revelado ayer por el general Murillo a los medios de comunicación.

Melisa Martínez García es nieta de Jaime García Márquez, hermano de Gabriel García Márquez, el extinto nobel de literatura. En desarrollo de la operación que dio con la liberación de Melissa se decomisó una pistola, un fusil, municiones y un uniforme de las Fuerzas Militares.

En el procedimiento para el rescate de la secuestrada se presentó un cruce de disparos, en el que fue dado de baja Heniner Eliécer Martínez Peñaranda. Las diligencias de inspección del cadáver correspondieron a las autoridades de Policía Judicial de Ciénaga, siendo trasladado al Instituto de Medicina Legal, en donde permanece sin ser reclamado por sus familiares.

Las autoridades señalaron que no hubo pago de dinero por el rescate, como tampoco durante el tiempo en que ella estuvo en poder de sus captores, por cuya liberación se exigía la suma de cinco millones de dólares.

“Gracias Dios”, fueron las primeras palabras pronunciadas por Melissa Martínez, al ser liberada, según lo señalado ayer por el general Fernando Murillo.

Comentarios

Share.

About Author