Listas normas que facilitan inicio de liquidación de grandes EPS

0

Con dos decretos recientes, el Gobierno nacional creó las condiciones para garantizar, dentro de procesos de liquidación de grandes EPS, que los pacientes tengan continuidad en sus tratamientos.

Las normas buscan, además, que las EPS receptoras de afiliados no sufran desequilibrios financieros por esta causa; se busca, de hecho, que no se afecten económicamente al asumir gastos por pacientes de alto costo y que puedan adecuarse a las nuevas condiciones de habilitación financiera, para funcionar sin riesgos.

Vale anotar que, de acuerdo con fuentes del Ministerio de Salud, ambos decretos allanan aspectos claves de la liquidación de las EPS Saludcoop, que con cerca de 4,3 millones de usuarios, y de Caprecom, entidad pública que cuenta con tres millones de afiliados.

El primer decreto, el 1681, le permite al Ministerio reglamentar la subcuenta de garantías del Fosyga; la idea es que se puedan suscribir bonos convertibles en acciones, para que estos garanticen la continuidad de la atención para los afiliados de las entidades que se liquiden.

Esta norma también permite que con los recursos de esta subcuenta, el Fosyga pueda hacer contratos de capital de garantía con las EPS de cualquier régimen e incluso con instituciones prestadoras de salud (hospitales y clínicas); de igual modo, agilizar la recuperación de los activos de las entidades en liquidación y establecer convenios para que paguen oportunamente sus deudas.

El decreto también posibilita que las EPS y los hospitales que reciban a afiliados de entes liquidados, obtengan préstamos blandos para que puedan funcionar con normalidad.

Continuidad para los pacientes

Con la segunda norma, el decreto 2089, se busca que de ninguna manera los afiliados sufran interrupciones de sus tratamientos (que seguirán recibiendo en los mismos sitios y bajo las mismas condiciones) o del seguimiento a sus enfermedades.

Cabe aclarar que pasados tres meses del traslado (que en primera instancia, en el caso de Saludcoop, se haría a Cafesalud), los usuarios, haciendo uso del derecho de libre elección, pueden cambiarse de EPS, si así lo desean.

Alejandro Gaviria, ministro de Salud, explicó que ambas normas forman parte de una estrategia para recuperar la confianza financiera del sector, e insistió en que esto no será posible si no se toman decisiones con Saludcoop y Caprecom, dados los graves problemas que generan.

El objetivo, según el Ministro, es buscar la estabilidad, en todos los aspectos, del sistema de salud para beneficio de toda la población. “Estos procesos de liquidación -aseguró- son irreversibles y se espera que se concreten en lo que resta del año y comienzos del siguiente”.

Cerca del 30% de afiliados a Caprecom pasarían a la Nueva EPS

El Ministro de Salud, Alejandro Gaviria Uribe, afirmó durante el foro ‘Descentralización en salud, ¿cómo replantearla?’, organizado por Así Vamos en Salud en la Universidad Icesi, en Cali, que cerca del 30 por ciento de los tres millones de afiliados de la EPS pública Caprecom, que será liquidada, pasarían a la Nueva EPS.

El funcionario aseguró que el Ministerio está haciendo una distribución de estos usuarios, que se cuentan entre los más pobres del país, “departamento por departamento, municipio por municipio”, con el propósito de que ninguno de ellos se quede sin atención.

Sobre la forma como quedó esta distribución, Gaviria explicó que aún se está en etapa de ajustes y que al momento de liquidar a la EPS se dará a conocer esa información.

José Fernando Cardona, presidente de la Nueva EPS, aseguró que la entidad a su cargo es la más grande en el régimen contributivo y subsidiado, y la que mayor cobertura tiene en el país.

En ese orden de ideas, afirmó que está en condiciones de recibir a los afiliados de Caprecom, para lo cual se lleva a cabo un proceso de adecuación y habilitación normativa y financiera.
Por: El Tiempo

Comentarios

Share.

About Author