Neymar y Suárez quieren su primera Champions League

0

Hace dos años y dos días que Neymar se presentó como jugador del Barça: aquel día, ante 56.000 aficionados, el brasieño prometió que haría lo posible por hacer historia con el Barça. Mañana, en Berlín, podrá coronarse por fin como campeón de Europa junto al futbolista que tanto admira y que ya puede presumir de haberse coronado tres veces (2006, 2009 y 2011): nadie como Leo Messi para marcar el camino de sus dos compañeros del tridente hacia el éxito europeo.

Luis Suárez, por su parte, ya cuenta con una amplia trayectoria en el fútbol europeo, desde que desembarcó en el Groningen holandés en enero de 2007. Pero nunca había tenido la oportunidad de acercarse a una final de la Champions: ni con el Ajax ni con el Liverpool acarició siquiera la posibilidad de levantar el trofeo y durante más de ocho años, soñó con la posibilidad de jugar en un equipo que realmente aspirase al gran trofeo continental. La oportunidad llegó el pasado verano y el uruguayo no la dejó pasar: ahora, en su primera temporada como jugador del Barça, está a 90 minutos de proclamarse campeón de Europa.

Neymar y Luis Suárez han sido fundamentales para que el Barça se plantase en la final de Berlín con una solvencia incomparable. Pero sin la presencia de Leo Messi, ninguno de ellos estaría a las puertas de disfrutar de su primera final de Champions: el argentino, líder indiscutible del equipo, ya sabe lo que es vivir un partido de estas características. Debutó en 2006, en la final de París que sin embargo, nunca acabó de considerar del todo suya porque una lesión le apartó del gran partido. Pero se consolidó en 2009 y en 2011, en las finales de Roma y Wembley: ambas ante el Manchester, y con un gol en ambas finales. Y tanto en 2009 como en 2011 acabaría ganando el Balón de Oro.

Sus compañeros del tridente de ataque, en cambio, llegan a Berlín con la voracidad de los debutantes: Neymar ha se proclamó campeón de Sudamérica en 2011, cuando ganó la Copa Libertadores con el Santos, y Suárez también reinó en Sudamérica cuando ganó la Copa América el mismo año, pero su palmarés internacional a nivel de clubes en Europa está por estrenar. Y nada como una final de Champions para hacerlo. “Jugar esta final es un sueño que tengo desde niño. Ahora solo espero que la podamos ganar”, confesó ‘Ney’ en Televisión Española.

“Es algo increíble, histórico y único: como hincha que soy de este equipo, que venía de chico al estadio, cuando veo ahora que este sueño se puede cumplir, es realmente muy bonito”, le explicó el delantero uruguayo a Juan Pablo Sorín, ex del Barça y de la Juventus y ahora comentarista en ESPN. “Hemos trabajado muy bien el balón parado, durante toda la temporada y hemos estado muy atentos tanto en ataque como en defensa”.

El Barça llega a la final en un estado pletórico. “Estamos muy fuertes físicamente, pero no hay ningún secreto: la preparación física, la mentalidad y la ilusión de conquistar cosas importantes…. y a eso hay que unirle la gran calidad que tiene la plantilla”, añadió Suárez, que también celebró la excelente compenetración del tridente. “Trabajamos juntos durante la semana, pero a medida que vas jugando los partidos, nos vamos conociendo. Uno sabe cuando un movimiento beneficia a otro. La relación que hay tanto dentro como fuera del campo es muy buena. Ninguno se cree mejor que nadie, por más que todos sabemos quién es el mejor. Nosotros intentamos estar a la altura de Leo”.

La ambición con la que Suárez y Neymar llegan a Berlín la comparten nueve jugadores más de la plantilla, los que nunca han ganado la Champions: Ter Stegen, Rakitic, Rafinha, Bravo, Douglas, Jordi Alba, Vermaelen, Mathieu y Masip. Prácticamente la mitad de un equipo dispuesto a volver a entrar en la historia por la puerta grande.
Fuente: www.sport.es

Comentarios

Share.

About Author