Un protagonista de Juego de tronos asesinado asegura que no volverá

0

En primer lugar una advertencia: sólo si ha visto el sangriento final de la quinta temporada de Juego de tronos, emitido el domingo por HBO en Estados Unidos y por Canal+ en España, la lectura puede continuar sin sorpresas indeseadas. Esta noticia contiene spoilers de la serie.

Titulado Mother’s Mercy, el décimo capítulo de la presente temporada del drama fantástico se reservó unas cuantas sorpresas y, como viene siendo habitual, un importante rastro de muertes. Cersei emprendió su doloroso camino de la vergüenza; ejecutando su venganza, Arya se quedó ciega; Stannis Baratheon perdió todo y fue finalmente ajusticiado por Brienne; Myrcella murió en los brazos de Jaime Lannister… Y Jon Snow fue asesinado por sus hermanos de la Guardia de la noche.

“Me han dicho que estoy muerto. Estoy muerto”, contó Kit Harington, el actor inglés que interpreta a Snow, a Entertainment Weekly, disipando cualquier duda sobre un posible regreso de su personaje a la serie.

En la última escena del capítulo, el Lord Comandante es traicionado y apuñalado por sus hermanos de la guardia. No obstante, la muerte de Snow es algo más ambigua en los libros de George R.R. Martin, por lo que algunos seguidores de la serie tenían la esperanza de que, utilizando poderes especiales, Snow pudiera transferir su conciencia a su lobo huargo, Fantasma.

“Tuve una conversación con [los productores ejecutivos de la serie]Dan [Weiss] y David [Benioff], e hicimos el paseo Tony Soprano. Y me dijeron: ‘Mira, estás muerto, está hecho'”, contó el actor. Aunque Harington no ha leído Danza de dragones, la quinta novela de las siete que integran Canción de hielo y fuego y que inspiran la serie, dijo que de alguna forma sabía lo que iba a pasar. Y añadió que le gustó mucho que fuera el joven Olly (Brenock O’Connor) quien diera el golpe final.

En lo que respecta a su último día de grabación, confesó que le dieron una fiesta de despedida y que se emocionó más de lo que pensaba pero que, como el resto de actores de la serie asesinados, él solo quería salir de allí.

Las constantes polémicas

Con este desenlace, Juego de tronos ha vuelto a encender las redes sociales por la brutalidad de sus escenas. Si la semana pasada la pequeña Shireen Baratheon fue quemada viva en una hoguera, escena nueva para los lectores, esta semana Cersei Lannister (Lena Headey) tuvo que caminar desnuda mientras era atacada por una feroz muchedumbre para expiar sus pecados, en una escena que también encontró problemas para ser grabada.

Pero el trato vejatorio que reciben algunos personajes femeninos en el drama fantástico no es lo único que preocupa a los fans. Los lectores de las novelas han vuelto a criticar la deriva de Juego de tronos, que a lo largo toda la quinta temporada ha adelantado, creado y modificado tramas (como en el caso de Sansa o de la propia Shireen), alcanzando con el desenlace el final de la última novela publicada, la mencionada Danza de dragones.

Como ya explicó Martin: “La serie es la serie, los libros son los libros; dos formar de contar la misma historia (…) Ha habido diferencias entre las novelas y la serie de televisión desde el primer capítulo de la primera temporada. Y desde entonces estoy hablando del efecto mariposa (…) Pequeños cambios llevan a grandes cambios que llevan a enormes cambios”. Superado así el material original -y a falta de la publicación de las dos últimas novelas de Canción de hielo y fuego, que previsiblemente llegarán después del regreso de la serie- queda por ver si, como muchos temen, la serie adelantará acontecimientos de los libros o incluso el final de la saga.

 

 

 
Fuente: elmundo.es

Comentarios

Share.

About Author