La inesperada muerte ocurrida ayer en horas de la tarde en el mercado público al parecer fue por intoxicación

0

REDACCIÓN Digital Radio Magdalena

Por MAURI GONZÁLEZ FAJARDO

Cuyo cuerpo permaneció por varias hora en la rampa de acceso al segundo piso de la central de abastos local.

Datos entregados por algunas personas que lo conocían aseguraron que, este se llamaba Wilmer Caicedo, y que tenía familiares en sectores del barrio Manzanares de esta ciudad.

Vendedores del lugar dijeron que, este permanentemente ingería una bebida compuesta por alcohol antiséptico mezclada con frutiño y limón, por lo que no se descarta que su deceso haya sido por intoxicación.

Hasta el sitio llegaron los criminalistas para llevar a cabo la diligencia de inspección al cadáver, para luego llevarlo a la morgue del Instituto de Medicina Legal de esta capital.

Comentarios

Share.

About Author